“Leer poesía. Lo leve, lo grave, lo opaco”, de Alicia Genovese

El título de este libro que también proviene de larga data, es decir, de la diferencia entre el coro lírico y el coro trágico, alimenta el –quizás– ensayo central dedicado a la obra de Susana Thénon. La convivencia entre un componente leve, ligero, casi superficial por el cual fluye el texto y otro componente grave, terrestre y pesado que asegura cierta intensidad, sin que ninguno de los dos sea superado por el otro. Con esa idea base, Genovese lee también la oscuridad en Alejandra Pizarnik, estableciendo importantes comparaciones entre algunos de sus poemas más emblemáticos y determinadas entradas de su diario personal, la influencia de la pintura china en la obra de Hugo Padeletti, el vínculo entre fotografía y poesía, a partir de la ironía como una forma de implementar el zoom out, una forma de alejar el objeto y sacarlo del primer plano.

Juan Pablo Bertazza, en Página/12

Genovese, Alicia. Leer poesía: lo leve, lo grave, lo opaco. Buenos Aires, FCE, 2011

Fuente:

Bertazza, Juan Pablo. La fascinación permanente. En: Página/12, 20 de noviembre de 2011

 

Anuncios